Frutas Del Bosque

Frutos del bosque y sus 1001 posibilidades + receta

Tengo que reconocer que soy adicta a los frutos del bosque y lo de comerlos con conciencia  mindfully se me escapa un poco de las manos…,  frambuesas, arándanos, moras, grosellas rojas y hasta las blancas que te hacen poner cara de estreñida o arrugada por la acidez que tienen… las puedo devorar sin piedad, frescas, deshidratadas, congeladas… solas o en mi bol de frutas del desayuno, en la ensalada  y hasta me las bebo en algunos de mis batidos mañaneros qué más abajo os voy a compartir.

Algunas veces durante esos ataques incontrolados a estos frutos y cuando el bol ya está llegando a su fin… me doy el placer de saborear las últimas poco a poco, es una explosión de sabores para los sentidos, entre ácido, dulce y no puedo evitar imaginarme la conversación que tendrían mis células cuando el cerebro les avisa del manjar que está a punto de llegar, creo que son las mismas que me hacen salivar, sonreír  y medio arrugar la cara  en este mismo momento mientras escribo este post.

Mientras tanto en otros puntos del cuerpo, las toxinas, los radicales libres, las bacterias… empiezan a corretear histéricas de un lado para otro indefensas, pues saben que un fuerte batallón de antioxidantes, flavonoides, vitaminas, que están a punto de entrar…

De repente y sin más manifestación exterior que quizás unos rugidos de estómago, todo nuestro cuerpo se pone en marcha…  a estas células no hay que contarles exactamente cuáles son las propiedades de estos frutos que las hacen tan  increíblemente poderosas… ellas saben exactamente a que rincones del cuerpo van a transportar sus 1001 propiedades (por enumerar algunas) en forma de antioxidantes, vitaminas, minerales, encimas… para ayudar a  mantener nuestro cuerpo más sano y feliz… y todo ocurre mientras cada uno de nosotros sigue casi sin inmutarse con su vida…

Entonces… volviendo al mundo más allá de nuestras paredes celulares…

Para los que quieran saber un poco más acerca de estos pequeños frutos del bosque:

Se caracterizan por su color normalmente rojo y azul, por eso también se las conoce normalmente como frutos rojos, son pequeñas bayas,  que crecen de forma silvestre en la naturaleza, aunque también se pueden cultivar en los huertos o en jardines.

Las bayas son muy ricas en nutrientes y polifenoles (compuestos bioactivos con gran capacidad antioxidante).

En concreto estas contienen polifenoles que aportan una gran cantidad de antioxidantes, capaces de retardar y prevenir la oxidación de otras moléculas.

Entre sus diversas propiedades destacamos que:

  • Una taza de grosellas rojas, aporta más del 100% de vitamina C que necesitamos al día.
  • Pueden ayudar a disminuir el riesgo de desarrollar enfermedades del corazón, la presión arterial alta e incrementan el colesterol ‘bueno’.
  • Se dice que los arándanos pueden prevenir o retrasar problemas relacionados con la memoria, ya que tienen propiedades neuroprotectoras.
  • Son buenas para regular el azúcar en la sangre, así como para combatir los radicales libres.
  • Para las mujeres comer grosellas rojas, ayuda a prevenir las infecciones en las vías urinarias porque estos pueden eliminar las bacterias que se alojan allí.
  • Las frambuesas tienen ácido elágico, un antioxidante antiinflamatorio que ayuda a prevenir las rojeces en la piel.
  • Su alto contenido en Vitamina C aumenta la creación de colágeno, dándole a la piel suavidad e hidratación.

La mejor manera de consumirla es sin duda recién cogida de su arbusto, si no bien lavadas y preferiblemente orgánicas.

A mí me gustan mezclarlas en mi bol de fruta por la mañana, últimamente mi bol de desayuno de esta semana sería algo así:

Bol + 1 nectarina picada + 1 albaricoque picado + cerezas + arándanos negros + chorrito de limón + miel + menta

También las meto en los batidos. Una forma rápida y deliciosamente nutritiva de colarte un puñado de clorofila y antioxidantes en el cuerpo sería batir en la batidora o con el mini primer con un vaso y medio de leche vegetal (yo uso de arroz)

1 puñado de espinacas frescas y lavadas + 1  plátano + puñado de frutos rojos congelados + 250 ml  leche vegetal

Y por último aunque es siempre mejor consumirlas frescas para aprovechar sus nutrientes, este fin de semana hicimos un yoga&brunch en Barcelona y experimentando salieron unas magdalenas de frutos rojos increíblemente deliciosas, rápidas y  mucho más nutritivas que las compradas, eso sí también son terriblemente adictivas….

 

RECETA

Magdalenas de frutos del bosque

Ingredientesmagdalenas con frutos del bosque

 

¾ taza harina integral de espelta

¾ taza harina de trigo sarraceno

¼ de azúcar moreno

2 cucharadas de levadura

1/3 de aceite de girasol (yo usé uno ecológico)

½ taza de leche vegetal

1 taza de frutos rojos congelados

Elaboración:

  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Combinar los ingredientes secos, harinas, azúcar, sal, levadura.
  3. Con el mini primer, batir la leche, el aceite, el plátano y la chia. Una vez batido y homogéneo, añadir a los ingredientes secos.
  4. Llenar los moldes de magdalenas ¾ partes y meter al horno unos 15-20 min.
  5. Y…¡¡ñaaaam!! ¡Listas para comer!

Donde comprarlas y recogerlas:

Pues para los amantes de estas frutas pequeñitas poderosas y llenas de color, estamos de suerte, pues empezó la época. Los que  tienen la suerte de estar en el norte haciendo el camino de Santiago, encontraran mini selvas de arándanos por el camino y para los que nos encontramos en ciudades un tanto alejadas, en mi caso Barcelona, los mercados nos los acercan. Eso sí, cuesta encontrarlas a un precio económico… y siempre podemos recurrir a las congeladas cuando nuestro bolsillo no nos las permiten…

Autora: Kiira Cabrera

                                                        *********************************************************************************************

¡Aprovecho para recordaros las fechas de nuestros próximos retiros!

¡Atención!

Reservas para el retiro del 28 al 31 de Julio sobre Alimentación Consciente:

Antes del 12 Julio: 350 euros por persona. Y si venís en pareja, con tu amiga, hermano, amor, madre, padre, cuñada… el precio por los dos será de 620 euros (310 por persona).

                                                     

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.