Image Converted Using Ifftoany

¿Y tú… andas sonámbulo?

En el colegio nos enseñaron que en el año 64 D.C. el emperador, Nerón tocaba el violín (o algo parecido) mientras Roma ardía. Como niño vi este cuento como la personificación del mal y de la depravación. A medida que me hacía mayor, se volvió más claro que el cuento también se refería a la condición humana: “ocuparnos de asuntos de poca importancia y abandonar prioridades durante una crisis”. También “Comportamiento descuidado e irresponsable en medio de una crisis”. No tienes que ser un emperador de la dinastía julio-claudia… para comportarse como Nerón.

Nuestra misión genética es sobrevivir y reproducirnos. Para esto, necesitamos tener un sentido de lo que tenemos que proteger y transmitir. Esto es el propósito del ego. Cuánto más nos identificamos con nuestro ego, tanto más nos volvemos prisioneros de nuestros pensamientos y emociones. Perdemos vista rápidamente del “bigger picture” (la visión global) y  nuestro comportamiento parece cada vez más al comportamiento de Nerón. Mientras destrozamos nuestro planeta, mientras arde nuestro único hogar, nos preocupamos por nuestra vida fantasía “medios sociales”, la apariencia de tener éxito, nuestro móvil, qué coche conducimos – tener éxito tal como está definido por otros. Compramos cosas que no necesitamos, muchas veces con dinero que no tenemos para impresionar a personas a quienes les importa un comino – tocar el violín mientras Roma arde, andando sonámbulos hasta nuestra propia extinción.

La política es un gran ejemplo. Tantas veces los políticos por todo el mundo y en todo el espectro son ejemplos espectaculares de las peores características de la humanidad: mentiras, cinismo, avaricia, amontonando poder y riqueza al meter miedo en personas que ya tienen miedo en odiar a sus vecinos “diferentes”. La demonización y la división, en vez del entendimiento y la consideración, se han convertido en lo “normal” nuevo.

He pasado gran parte de mi vida viajando y trabajando en diferentes países y culturas. Soy afortunado por haber recibido enseñanzas de diferentes religiones y filosofías. Mi experiencia es que las personas tenemos más en común que diferencias. Si no podemos expandir nuestra consciencia, entonces discutir sobre quién tiene razón o no, tendría el mismo sentido que dos pulgas discutiendo sobre quién es el dueño del perro!

Así que a medida que se arranca el año, pregúntate dónde te encuentras tú en todo esto. ¿Qué diferencia marcas tú? ¿Podrías reducir tu uso de la energía (directa e indirectamente)? ¿Qué haces para desarrollar compasión para otros seres? ¿Qué has hecho recientemente para intentar introducir felicidad en la vida de otra persona (sin esperar nada a cambio)? ¿Qué haces para expandir tu consciencia para estar más presente en tu vida? ¿Cuándo fue la última vez que realmente escuchabas a otro ser humano, no para ganar una discusión o demostrar tu opinión, sino simplemente para entenderle plenamente?

Sugiero los siguientes proyectos para 2020:

  1. Haz que la bondad y la amabilidad sean tu “religión” – sé amable activamente.
  2. Sé presente en tu vida – expande tu consciencia.
  3. Intenta entender los puntos de vista de otras personas, especialmente de las personas con las que no estás de acuerdo.
  4. Sé agradecido por lo bueno y lo malo – los dos traen su lección.
  5. Aprende a perdonar.

La clave es actuar en el mundo físico. Es demasiado fácil pensar que contribuimos algo cuando comentamos, atacamos o defendemos algo on-line. Un simple acto de amabilidad vale un millón de esas imágenes y comentarios evocativos e “inspiradores”.

¡Haz que éste sea tu año de acción!

Con cariño, Geoffrey

 

Existen 2 comentarios

  1. Cuantas preguntas tan interesantes y para las que no sé si tengo respuesta. Me hacen pensar mucho en todo lo que comentas Geoffrey. Gracias por seguir ayudándonos a abrir nuestra mente y nuestra alma.

  2. Soy cristiano evangélico y sin embargo encuentro una visión muy espiritual muy sana y muy cristiana en las cosas que “predica” Geoffrey. Gracias

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.